La Importancia Del Agua Para la Vida

la importancia del agua para la vida

Hoy en día, muchas de las personas en el mundo no son conscientes del significado que el agua tiene para la vida en el planeta. Quiero empezar por contarte algo que muchos no saben y es que los seres humanos somos agua, ya que el 75% de nuestro cuerpo está conformado por agua y constantemente se encuentra en un proceso de renovación, al estar devolviendo agua al ambiente nuevamente. Esto sucede con prácticamente todos los seres vivos que hay en el planeta, donde incluso hay algunos cuyo porcentaje de agua llega a ser el 99% de su composición como es el caso de las medusas, lo que nos lleva a una sencilla conclusión; sin agua, la vida no sería posible en la tierra.

A la fecha no se sabe de donde proviene toda el agua que hay en el planeta; algunos científicos creen que hace millones de años chocaron con la tierra varios asteroides de hielo, aunque existen otras teorías respecto al origen del agua, esta sigue siendo la más aceptada a nivel mundial.

De acuerdo con el World Water Assesment Programme, el agua cubre tres cuartas partes del planeta, siendo el único elemento en la tierra que se encuentra en los tres estados de la materia (sólido, liquido y gaseoso), manteniendo una transformación constante que se conoce como el ciclo del agua, donde intervienen diferentes factores externos como el sol, el viento, la gravedad y los movimientos de la tierra que contribuyen en llevar a cabo procesos de evaporación y condensación del agua de manera permanente.

Si bien el 75% de la tierra esta cubierta por agua, el 97,5% de la totalidad de agua es salada y se encuentra como bien sabemos, en los océanos. Eso significa que apenas el 2,5% del agua en la tierra es potable y apta para el consumo humano. De toda el agua potable que hay en la tierra, el 70% esta congelada y es hielo, el 29% esta en el subsuelo y son aguas subterráneas, lo que deja solamente un 1% del agua potable que se encuentra en la superficie en forma de ríos, lagos y lagunas de fácil acceso para los seres vivos.

Con esto que te acabo de mencionar, quiero hacerte una pequeña reflexión: el agua que hay en la tierra es LIMITADA, esto quiere decir que la cantidad de agua es finita, sólo que se encuentra en constante movimiento de un lugar a otro, y cambiando entre sus diferentes estados, pero a final de cuentas, es la misma cantidad de agua todo el tiempo, lo que significa que estamos en la obligación de cuidar y hacer un uso responsable de esta.

(Si quieres aprender como conservar el agua en tu hogar junto a tu familia, te invito a adquirir aquí mi guía del hogar sostenible donde te enseñaré diferentes acciones muy sencillas para hacerlo)

El tiempo nos ha demostrado que como seres humanos hemos aceptado el hecho de botar basura y desperdicios a las fuentes hídricas, puesto que por el simple hecho de que haya tanta agua en el planeta nos da a pie para pensar que el agua es ilimitada, algo que acabamos de entender que no es cierto. La contaminación de las fuentes hídricas ha crecido tanto, que se está superando la capacidad de filtración y limpieza del ciclo del agua, lo que está desencadenando un aumento en la contaminación del agua accesible para los seres vivos.

El ciclo del agua en la tierra está directamente relacionado con el clima, razón por la cual el problema del cambio climático que estamos viviendo a nivel mundial está influyendo sobre el ciclo hidrológico, lo cual tiene consecuencias que repercuten sobre la vida en el planeta. Dentro de los efectos del cambio climático está el calentamiento de los océanos, el cambio en las corrientes en la superficie y por ende, los patrones de lluvias; además, está contribuyendo al incremento de sal en los suelos afectando los acuíferos costeros y la vida animal, la flora de las regiones y las fuentes de alimentación para los seres humanos.

Otro gran problema derivado del cambio climático es la distribución equitativa del agua a nivel mundial; debido a las variaciones que sufre el ciclo hidrológico, se originan zonas de gran abundancia del agua y otras donde prevalece la escasez de esta. Si logramos encontrar la manera de que haya una equidad en la distribución del agua en el mundo, donde se logre controlar la disponibilidad de esta tanto en épocas de lluvia como de sequía, estaremos solucionando por lo menos el 80% de los problemas más graves ocasionados por el cambio climático.

Como lo hemos conversado en otros artículos, debido al uso excesivo de fuentes de energía no renovable que implica la quema constante de combustibles fósiles, las emisiones de gases efecto invernadero a la atmósfera están ocasionando una serie de efectos invisibles de los que la mayoría de las personas no son conscientes.

El ciclo del agua implica que el agua pase de un estado líquido a gaseoso (vapor de agua) debido al aumento de temperatura. Cuando el vapor de agua se condesa, se forma la lluvia que normalmente conocemos, el problema que surge es que debido a la gran cantidad de gases contaminantes en la atmósfera, al entrar estos en contacto con el vapor de agua se forman otro tipo de compuesto como el ácido sulfúrico y el ácido nítrico, que se acumulan en las nubes y que posteriormente caen a la tierra generando la ya conocida lluvia ácida.

El problema de la lluvia ácida es que al entrar en contacto con el suelo impacta de manera negativa los cultivos, afectando el crecimiento de las plantas, aumentando la pérdida de hojas, empobreciendo en nutrientes los suelos, aumetando la acumulación de diferentes metales que dificultan la fotosintesis y transpiración de las plantas, lo que las vuelve más vulnerables en caso de que una plaga aparezca. Esto significa que se pone en riesgo la seguridad alimenticia de las regiones.

Otro problema de la lluvia ácida es que contribuye a la acidificación del agua de los lagos, ríos y océanos, lo que dificulta el desarrollo normal de la vida marina, ya que puede ocasionar la muerte de microorganismos que son vitales para la fijación de nitrógeno, fauna y flora.

El crecimiento exponencial de la población que hemos visto en las últimas décadas ha exaltado la necesidad de incrementar la actividad humana con el objetivo de satisfacer las necesadidas básicas de la población. Este hecho ha ocasionado difefentes causas que contribuyen al cambio climático y están directamente relacionados con el agua, que son la explotación del agua, la contaminación de esta y las alteraciones a las que son sometidos los suelos de la tierra.

El aumento de la población implica de manera directa, el crecimiento de otras cosas como por ejemplo la demanda de agua y el aumento en la producción de basuras, que cómo ya lo mencioné al inicio de este artículo, los seres humanos hemos aceptado la contaminación de las fuentes hídricas y estamos haciendo muy poco al respecto, lo que llevará a que cada vez más se agrave el problema de la contaminación del agua y la afectación del ciclo natural de esta, lo que a final de cuentas terminará afectando la salud humana.

La contaminación de las fuentes hídricas genera al año 1200 millones de casos de enfermedades gastrointestinales, y 50 millones de casos de enfermedades respiratorias, como por ejemplo la diarrea, cólera, hepatitis, entre otras. Muchas de estas enfermedades pueden ser prevenidas con el simple hecho de mejorar la calidad de agua o haciendole un tratamiento de potabilización antes de ser consumida.

Después de este breve resumen respecto a la importancia del agua para la vida, quiero dejarte este pequeño mensaje. El agua es la razón de ser de la vida misma en la tierra, sin ella, simplemente no existiría nada de lo que conocemos hoy en día. La cantidad de agua que hay en la tierra es finita, esto significa que siempre hay la misma cantidad, sólo que se encuentra en constante movimiento y transformándose de un estado a otro.

Al ser un elemento de vital importancia, todos estamos en la obligación de preservarla y cuidarla lo más que podamos, puesto que de lo contrario, la sostenibilidad del planeta estará en riesgo y la posibilidad de suministrar agua potable a las generaciones futuras será cada vez más remota.

Si quieres aprender como puedes ahorrar agua desde tu hogar junto con tu familia, te invito a obtener mi Guía del hogar sostenible, donde te enseñare diferentes acciones sencillas para realizar en tu hogar que te permitirán disminuir el consumo de agua, generar ahorros económicos y llevar un estilo de vida más sostenible. Si quieres adquirir la guía, ingresa ahora mismo aquí.

Si deseas aprender más sobre como llevar un estilo de vida sostenible, sobre como ahorrar agua en tu hogar, puedes dejarme un comentario o enviarme un mensaje directo. De igual manera aquí en Energía y Sostenibilidad encontrarás más artículos relacionados.

Si te gustó el artículo, no olvides compartirlo. ¡Gracias!

Descarga aquí tu E-book gratuito

Ebook – Gratis

Ingresa aquí tus datos y recibe en tu correo tu e-book gratis para que empieces a realizar acciones en tu hogar para reducir el consumo de energía y agua, y de esta manera, llevar un estilo de vida sostenible.

Artículos relacionados

Sobre Javier Areniz Flechas

Mi nombre es Javier Areniz y soy el autor/creador de ENERGÍA Y SOSTENIBILIDAD. Debido a mi experiencia personal y profesional, he aprendido la importancia de llevar una vida más sostenible, que permita contribuir a reducir los efectos e impactos generados por el cambio climático.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *